masaje gestación

Los masajes durante el embarazo

Nada mejor que un masaje relajante para eliminar estrés y tensiones y aliviar los músculos cansados. ¿Pero es seguro un masaje cuando estás embarazada?

El embarazo es un gran momento de la vida. Para muchas mujeres, la espera de un hijo es una experiencia maravillosa, pero también un momento de incertidumbre. Los cambios provocados por el embarazo plantean preguntas y preocupaciones a la mayoría de las mujeres. La futura madre ganará algunos kilos a lo largo de las semanas. Este peso adicional supondrá un esfuerzo extra para las articulaciones, la espalda y las piernas.

El masaje es una forma eficaz de aliviar algunas de las molestias del embarazo, fomentar la conciencia corporal y reducir la tensión psicológica. Combinado con una buena dieta, un estilo de vida saludable y actividad física, el masaje ayudará a la futura madre y al bebé a tener una experiencia saludable.

El masaje tiene muchos beneficios para las mujeres embarazadas:

  • Alivia el dolor de espalda.
  • Mejora la postura.
  • Contribuye a un buen descanso nocturno.
  • Suaviza la piel, reduciendo la aparición de estrías.
  • Facilita la respiración.
  • Ofrece momentos de relajación y bienestar.

Masaje en el embarazo

El masaje adaptado a las embarazadas se realiza con movimientos suaves y envolventes. Tumbada de lado por la barriga al final del embarazo, la embarazada recibe un masaje de cuello y hombros que abre la respiración. Los estiramientos y la presión en la región lumbar alivian la tensión provocada por el bebé. Un buen drenaje de las piernas hinchadas por el aumento del volumen sanguíneo es especialmente eficaz. Se presta especial atención a los pies, manos y articulaciones más frágiles de la mujer embarazada. La relajación muscular resultante desempeña un papel importante en el control del dolor.

lista nacimiento

A nivel psicológico, este momento de relajación que la futura madre se permite aumenta su bienestar y responde a su legítima necesidad de cuidarse. El masaje la ayudará a aceptar los cambios corporales que se producen durante el embarazo.

Recuerda: NO a las técnicas o maniobras invasivas y profundas.

No existen contraindicaciones particulares para el masaje en mujeres embarazadas de menos de doce semanas o en mujeres embarazadas en general. Cuando hay riesgo en el embarazo, se debe evitar el masaje. Se recomienda que lo consultes con tu médico antes de concertar una cita con un masajista.

Si estás embarazada y deseas recibir un masaje, no dudes en preguntar a tu masajista si está cualificado para dar un masaje que se adapte a tu estado.

Aromaterapia y aceites esenciales

La aromaterapia es el uso de aceites esenciales de plantas para mejorar el bienestar físico y mental. Estos aceites se utilizan de tres maneras diferentes: a través del masaje, en el baño o en un vaporizador o difusor.

Algunos creen que esta terapia complementaria alivia una variedad de molestias relacionadas con el embarazo y que es utilizada por algunas matronas capacitadas en aromaterapia en centros de maternidad, donde la madre ha tenido un embarazo normal y se somete a un trabajo de parto normal. No todos los centros de maternidad ofrecerán aromaterapia durante el parto.

Si planeas usar aceites esenciales o estás recibiendo tratamiento con aromaterapia, siempre informa a tu médico o matrona, especialmente si tienes algún problema médico.

También te puede interesar leer: 

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Compártelo con tus amigos