Anticonceptivos no hormonales: Ventajas y desventajas

Las píldoras anticonceptivas hormonales han sido populares durante mucho tiempo por su consistencia y sencillez de uso. Sin embargo, las píldoras hormonales pueden a veces empeorar el acné o exacerbar otras afecciones como las migrañas, la hipertensión y los trastornos de la coagulación. También pueden interferir con los periodos menstruales e inducir cambios de humor. Muchas mujeres optan por los anticonceptivos sin hormonas, ya que son muy fiables y tienen menos efectos secundarios. Si quieres saber cómo funcionan estos métodos, sigue leyendo el artículo.

¿Qué son los anticonceptivos no hormonales?

En términos más sencillos, los anticonceptivos no hormonales son métodos que no interfieren con las hormonas de la mujer para actuar como anticonceptivos. Las píldoras anticonceptivas hormonales actúan liberando pequeñas cantidades de estrógeno y progestina en el cuerpo para detener el embarazo. Realizan esta acción de muchas maneras, como impidiendo la ovulación o haciendo que el moco cervical sea más espeso para evitar que los espermatozoides entren o afectando al revestimiento uterino y dificultando la implantación del óvulo fecundado.

Los métodos anticonceptivos no hormonales no utilizan ninguna hormona que impida directamente el embarazo, sino que utilizan diversos métodos para impedir físicamente que los espermatozoides lleguen al óvulo, impidiendo la fecundación. Los métodos implican el uso de barreras físicas, como preservativos, un capuchón cervical, un diafragma o una esponja que impiden que los espermatozoides entren en el útero, y espermicidas que contienen una fórmula química que mata a los espermatozoides. Otros métodos consisten en utilizar dispositivos intrauterinos y otros métodos naturales de planificación familiar que funcionan con el ritmo natural del cuerpo para evitar la concepción.

¿Cómo encontrar el método anticonceptivo adecuado para ti?

La elección de los métodos anticonceptivos adecuados depende de varios factores que debes analizar con tu pareja. Mientras que las píldoras hormonales son tu elección, los otros métodos implican el papel de tu pareja. A continuación te explicamos cómo elegir el mejor método anticonceptivo no hormonal para ti:

  • Asequibilidad y coste del método anticonceptivo: algunos son más baratos que otros.
  • Eficacia del método anticonceptivo: no todos son igual de eficaces ni duran mucho.
  • Necesidad de una receta médica frente a un anticonceptivo de venta libre.
  • Nivel de protección contra las enfermedades de transmisión.
  • Eficacia cuando se utiliza perfectamente frente a cuando se utiliza de forma habitual.
  • Efectos secundarios del método.
  • Facilidad de uso del método y acuerdo entre los dos miembros de la pareja.
  • Participación de un profesional o procedimiento médico en la aplicación del método.

Ventajas de los métodos anticonceptivos no hormonales

Estas son algunas de las ventajas de los métodos anticonceptivos no hormonales:

  • La mayoría de ellos pueden usarse de forma instantánea u ocasional cuando es necesario el control de la natalidad.
  • Para las mujeres que están amamantando o tienen problemas médicos, los métodos anticonceptivos sin hormonas son mejores, ya que no interfieren con las hormonas naturales del cuerpo.
  • Muchos de estos métodos son baratos y se pueden adquirir sin receta médica.
  • Algunos pueden comprarse sin receta e incluso llevarse de vacaciones.
  • No alteran los ciclos reproductivos naturales de la mujer.
  • Tienen pocos o casi ningún efecto secundario en comparación con el método hormonal

Contras de los métodos anticonceptivos no hormonales

Estas son algunas de las desventajas de los métodos anticonceptivos no hormonales:

  • Excepto el DIU de cobre, todos los demás métodos requieren una aplicación cuidadosa para ser siempre eficaces. Cuando se utilizan de forma incorrecta, tienen una mayor tasa de fracaso.
  • Algunos de estos métodos no pueden utilizarse cuando la mujer está en periodo menstrual.
  • A algunas mujeres no les gustan algunos métodos que implican la colocación de dispositivos en la cavidad vaginal.
  • El uso de diafragmas y preservativos interfiere con la espontaneidad de las relaciones de pareja, lo que hace que no les guste a algunas mujeres.
  • Los anticonceptivos, como los DIU, son mejores sólo cuando los colocan profesionales médicos

Efectos secundarios comunes de los métodos anticonceptivos no hormonales

Los métodos anticonceptivos no hormonales también tienen algunos efectos secundarios que debes conocer:

Los efectos secundarios más comunes son la irritación, las alergias o las erupciones. Estos son más comunes en el método de barrera debido al material del que están hechas estas barreras.

Los DIU de cobre pueden tener efectos secundarios graves, como perforación uterina, embarazo ectópico, enfermedad inflamatoria pélvica y expulsión del DIU.

¿Los métodos anticonceptivos no hormonales tienen algún efecto sobre la menstruación?

No, dado que los métodos anticonceptivos no hormonales no interfieren con las hormonas naturales del cuerpo, no influyen en los períodos menstruales. Estos métodos actúan deteniendo físicamente los espermatozoides o eliminándolos antes de que puedan llegar al óvulo.

¿Los métodos anticonceptivos no hormonales provocan un aumento de peso?

No. El aumento de peso es un efecto que sólo se observa con los métodos anticonceptivos hormonales. Los métodos anticonceptivos no hormonales no causan aumento de peso. Incluso si experimentas un aumento de peso mientras los usas, tendrá que ver con otras razones, y necesitas contactar a tu médico para saber más al respecto.

Los métodos anticonceptivos no hormonales utilizan métodos físicos para impedir que los espermatozoides lleguen al óvulo y se produzca la fecundación. Mientras que algunos métodos, como el uso de preservativos, son rápidos y adecuados a corto plazo, otros son a largo plazo y muy eficaces, como los DIU de cobre.

También te puede interesar leer: 

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Compártelo con tus amigos