Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

tratamiento diabetes embarazo

Llevar un buen control y tratamiento de la diabetes gestacional puede disminuir y/o prevenir complicaciones durante el embarazo y el parto.

Tipos de diabetes en el embarazo

  • Diabetes pregestacional. Cuando la mujer ya era diabética antes de quedar embarazada.
  • Diabetes gestacional. Cuando es diagnosticada durante el embarazo en curso.

La prueba del azúcar en sangre (test de o’sullivan y la curva de glucemia) se realiza en el segundo trimestre del embarazo. En caso de tener factores de riesgo, también se hará con los análisis del primer trimestre.

Riesgos en el embarazo y parto a causa de la diabetes gestacional:

  • Aborto
  • Malformaciones
  • Hipertensión.
  • Bebés grandes de más 4500 gramos.
  • Exceso de líquido amniótico.
  • Partos prematuros.
  • Dificultades en el parto a causa del tamaño del bebé. Mayor tasa de cesáreas, partos con instrumentos (Fórceps, espátulas, ventosa), etc.
  • Más posibilidades de que el bebé tenga problemas respiratorios y/o metabólicos al nacer.
  • Riesgo del bebé de padecer obesidad en el futuro.

¿Cómo se trata la diabetes gestacional?

En la diabetes el páncreas segrega menos insulina de la que necesitamos y la glucosa se acumula en la sangre, al no poder pasar de la sangre a las células del organismo. La misión de la insulina es ayudar a que la glucosa de la sangre pase a las células. El tratamiento utilizado para tratar la diabetes es:

Ejercicio. Es fundamental. Debes hacer una hora diaria al menos de ejercicio. Por ejemplo, caminar o nadar.

Dieta. Sana y equilibrada. Evitando la comida basura, los azucares refinados, la bollería, dulces, tartas, chucherías, refrescos, etc. Se debe consumir hidratos de carbono de absorción lenta, para evitar que se acumulen en gran cantidad y en poco tiempo en la sangre. Las calorías que se deben ingerir diariamente son unas 30-35 por cada kilo de peso.
Si cuando te realicen el test de o’sullivan durante el segundo trimestre, o si te lo hicieron en el primero porque tenías factores de riesgo, te dan valores que superen los 140 mg/dl te realizarán una curva de glucemia. Si el resultado es positivo, se te diagnosticará diabetes gestacional y el tratamiento inicial será, ejercicio y la dieta equilibrada que te indique el médico. Además, será necesario que te hagas controles de glucemia en sangre a diario. Estos perfiles glucémicos deberás hacerlo unas seis veces al día: Antes y dos horas después del desayuno, almuerzo y cena. La prueba consiste en pincharte el dedo para analizar la sangre y comprobar el nivel de glucosa. Los valores antes de comer deben estar entre 65 y 105. Y después de dos horas debe ser inferior a 120 mg/dl. Anota siempre los resultados para que tu ginecólogo pueda valorar si es suficiente con la dieta o si además necesitas insulina. En caso de que sean altos, incluso si sigues una dieta adecuada y haces ejercicio, pierdes peso, el líquido amniótico aumenta y el bebé crece más de lo normal, es muy probable que el médico complete el tratamiento con insulina.

Controles médicos cuando hay diabetes en el embarazo

  • Los controles y ecografías serán más frecuentes.
  • Sobre las 37 semanas de embarazo se hará monitorización fetal.
  • Si  marcha con normalidad y la diabetes está bien controlada, el parto podrá producirse de manera espontánea.

Unos tres meses después del parto sería conveniente que te hicieras una curva de glucemia, ya que a partir de ahora tienes más riesgo de padecer diabetes en un futuro y en nuevos embarazos, por eso es muy importante que sigas los controles e indicaciones que te el médico.

Volver