Noveno mes de embarazo

Tercer trimestre de embarazo. 9º mes de embarazo: de la semana 35 a la 40.

Finalmente, pasas la etapa emblemática del noveno mes. Esta vez, es cierto, estás en la recta final. Ten paciencia, si el embarazo dura nueve meses, es porque tu bebé necesita este tiempo para desarrollarse y crecer.

Última visita prenatal

Como en cada visita prenatal, el médico comprobará el crecimiento del bebé y escuchará sus latidos para detectar cualquier anomalía. Esta cita también incluirá un examen obstétrico para evaluar el tamaño del útero y la posición precisa del bebé. El médico también observará el tamaño de la pelvis. Si tiene alguna duda, te prescribirá una radiopelvimetría que le permitirá determinar su tamaño con precisión.

Te pesará, te tomará la tensión y te hará otro examen vaginal.

Para ti, el tiempo es largo

La maleta de maternidad está lista, tu casa está limpia, la habitación de tu futuro bebé está terminada y su ropita está en el armario. Ya no puedes esperar al gran día y has ganado entre 10 y 15 kg de peso. Sin embargo, tendrás que ser paciente. Tu bebé puede nacer en cualquier momento, pero también puede tomarse su tiempo y llegar a término. Si sientes contracciones, es probable que tu útero continúe su entrenamiento.

Señales que no engañan

Estás segura de que vas a dar a luz. Te sientes mareada, con náuseas y cansada, aunque todo ha ido bien hasta ahora. Tienes razón, son señales que no se deben pasar por alto. El cambio hormonal que se produce al final del embarazo, como preparación al parto, es el responsable de esta sensación. Si también experimentas contracciones con regularidad (cronométalas), puedes tener la bolsas para ir al hospital lista. Si es tu primer hijo, no te apresures porque aún tienes mucho tiempo. El mejor momento para salir es cuando tengas contracciones cada diez minutos. Si además has perdido el tapón mucoso y roto aguas, ¡ya deberías estar allí!

¿Qué ocurre una vez llegas al hospital?

No te sorprendas si no se apresuran a revisarte. En primer lugar, se te pedirá que realices los trámites administrativos. Si no puedes hacerlo tu lo hará tu acompañante.  A continuación, el equipo médico realizará algunas pruebas: toma de la tensión arterial y de la temperatura y análisis de orina. Además, se tomará una medida de la dilatación del cuello uterino: si es sólo al principio, se te instalará en una habitación a la espera de tu dilatación total. El futuro padre o persona de apoyo podrá estar contigo... Unas horas más y tu bebé estará en tus brazos.

lista nacimiento

¿Lactancia materna o biberón?

Seguro que estás empezando a darle vueltas a la cabeza, recibiendo consejos a diestro y siniestro, pero en el fondo, ¿qué es lo que quieres? Lo principal es hacer lo que te apetece. No tiene sentido dar el pecho a tu hijo a regañadientes porque has leído que es mejor así o porque tu hermana lo ha hecho. Debes saber que, a pesar de lo difícil que puede ser el comienzo, tu leche es el mejor alimento para tu hijo hasta que tenga al menos 6 meses. Repleto de anticuerpos, ayudará a tu hijo a combatir todo tipo de enfermedades y alergias. Ahora bien, si te sientes tentada por el biberon, no te preocupes, la composición de la leche de formula es irreprochable. Depende de ti. â‡’ Guía Básica de Lactancia Materna

¿Qué ocurre durante el último mes de embarazo?

  • En el noveno mes de embarazo ya empieza aflojarse un poco la presión del vientre; el útero modifica su forma y empuja hacia abajo la cabeza del bebé.
  • El bebé finaliza su gestación con unos 3,5 kilos y mide unos 49-51 cm. aproximadamente.
  • Sus alveolos ya están estabilizados mediante una proteína fabricada en grandes cantidades por los mismos pulmones, para permitirle respirar en cuanto nazca.
  • El descenso fetal comprime la vegiga urinaria, por lo que orinarás con mayor frecuencia. La presión sobre el diafragma, el higado y el corazón disminuye. Podrás respirar mejor.
  • Ahora sólo te queda esperar la llegada del parto, que puede llegar desde quince días antes hasta 15 días después de la fecha prevista.
  • El intestino del bebé estará repleto de una masa verde, casi negra, llamada meconio. Está compuesta de resto de lanugo, vérnix y células del líquido amniótico, que el bebé ha tragado y serán sus primeras heces una vez nazca.
  • El bebé casi no puede moverse, ya que no tiene espacio. Es normal que le entren ataques de hipo, si es así, sentirás una serie de golpes intermitentes.
  • Si tu médico no te ha dicho lo contrario ni se han presentado contracciones puedes mantener relaciones, que además favorecen la secreción de oxitocina, hormona que desencadena el parto.

Curiosidades

Al final del embarazo tu útero habrá aumentado casi 100 veces su tamaño.

El cordón umbilical medirá entre 50 y 60 cm de largo y de 1,5 a 2 cm de diametro.

Cada día pasan por la placenta unos 280 litros de sangre.

¿Qué puedes hacer estas últimas semanas?

Cine, restaurantes... aprovecha los últimos momentos que os quedan juntos.
Pide una cita con tu peluquero. Te relajará, te mimará y te llenará de energía para afrontar los días que quedan antes del parto.
Instala la silla del bebé en el coche.
Asegúrate de tener toda la documentación necesaria para el ingreso en el hospital.

También te interesa leer:

***El contenido de este sitio web es solo para fines informativos, es de carácter general y no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad, y no constituye asesoramiento profesional. La información en este sitio web no debe considerarse completa y no cubre todas las enfermedades, dolencias, condiciones físicas o su tratamiento. Debe consultar con su médico antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, pérdida de peso o atención médica y / o cualquiera de los tratamientos de belleza.

Compártelo con tus amigos